Mi madre es un gran tesoro
Y vale su peso en oro,
Lo mismo cambia un azulejo
Que te coloca un espejo.
Desatasca las cañerías
Cuando se han quedado frías
Y te cambia algunas tejas
Cuando ya se han puesto viejas.
Sus herramientas no son hermosas
Aunque solucionan muchas cosas.
Si algo quieres arreglar
A ella la puedes llamar.